En Valladolid, el primer grupo de consumo ecológico, la Patata Solidaria, surge en 1997, muy vinculado con el proyecto de Amayuelas Pueblo Ecológico. Desde Amayuelas se pusieron en contacto con el movimiento ecologista de Valladolid y les propusieron agruparse para ayudarles a dar salida a la producción agroecológica de Amayuelas. Tras unos comienzos con muchas limitaciones, este grupo fue probando muchas formas distintas de funcionar, amplió su oferta de productores y se fue consolidando. Actualmente, esta red cuenta tiene su local de reparto en el barrio Girón.

Del proyecto de red de La Patata han ido surgiendo otros proyectos con distintos planteamientos como Ecogermen, que optó por profesionalizar legalmente la gestión y constituirse como asociación primero, en 2003, y como sociedad cooperativa de consumo ecológico posteriormente. Tienen una tienda en el barrio Girón y personal contratado, y la cooperativa se enmarca dentro de la Red de Economía Alternativa y Solidaria (REAS). Otro proyecto derivado de la Patata es el grupo de consumo El Ajo en Red.on, que se ha instalado en 2013 en el barrio de La Rondilla, y que ha surgido por diferencias respecto de los criterios de elección de determinados productos y productores. En El Ajo se ha acordado trabajar únicamente con proveedores legalizados o en proceso de conseguir el sello, y con registro sanitario, aunque contemplan un cierto margen de tiempo en lo que tarde el trámite. Asimismo, los productores no pueden ser miembros de esta red, por lo que no tienen derecho a voto y participación en las asambleas.

En Valladolid tenemos también una tienda de productos ecológicos, de precio justo y solidarios: la de la cooperativa Come Sano Come Justo, fundada en 2010, con una tienda en la calle Ruiz Hernández, y en la que participa la Fundación INEA, de los Jesuitas. Por otro lado, recientemente, la ONG AZACÁN-SERSO ha impulsado a través de su tienda de comercio justo situada en Delicias un proyecto de grupo de consumo de productos ecológicos en el que se puede optar por un modelo de cesta cerrada o cesta abierta y en el que la ONG se encarga de la distribución y el reparto, a domicilio o en la tienda.

En el año 2012 se produjo un boom de redes de consumo. A principios de año se creó una promovida por Valladolid en Transición: la Cesta Verde, que adoptó el mismo funcionamiento que la red de la Patata Solidaria y el sistema de cesta abierta. Tiene su local de reparto en el Barrio España. Poco después surgieron también otros grupos de consumo vinculados a iniciativas de transición como el de Portillo, La Cesta de Pinares, y el de Cigales, Majuelos. Algo más tarde surgió un grupo de consumo en el barrio de las Delicias vinculado y promovido por la asociación Alba, y en 2013 otro en el barrio de la Rubia, la Lenteja Pelleja, en un principio vinculado a la asamblea del barrio del 15M y la asociación vecinal. Entre medias surgió otro grupo de consumo en Pilarica, el Puerro Loco, vinculado también a la asociación del barrio del 15M y la asociación vecinal, pero acabó fusionándose con la Cesta Verde porque en ese momento compartían el mismo local de reparto. Más recientemente, en 2014, echó a andar el Caracol de Parquesol, una nueva red vinculada a La Gallinera, un colectivo cuyo objetivo es fortalecer el tejido asociativo en el barrio de Parquesol. En el resto de la provincia, existen otros tres grupos de consumo: uno en Sardón de Duero, otro en Viana de Cega y otro en Medina del Campo, EcoMedina.

También han surgido dos grupos de consumo vinculados a sindicatos, como la Endivia Cochina, de CGT, que ha adoptado el modelo de cesta abierta, y el Repollo Mutuo, de CNT, que ha adoptado un modelo de Grupo Autogestionado de Konsumo (GAK) de cesta cerrada. Este último integra en sus asambleas a los productores, que participan activamente en el grupo y en la toma de decisiones, lo que permite hacer una planificación de la producción.

Por otro lado, desde noviembre de 2005, Valladolid cuenta con un proyecto cooperativo del colectivo Bajo el Asfalto está la Huerta (BAH!), en unos terrenos en el entorno periurbano de la ciudad. El BAH! es un proyecto de producción, distribución y consumo en el que se planifica la producción anualmente para abastecer las cestas de las unidades de consumo, las cuales a su vez se comprometen a trabajar un número determinado de horas al mes en la huerta y a abonar una cuota para financiar el proyecto.

A pesar de la enorme cantidad de grupos de consumo que hay actualmente, no existe todavía una coordinación estable entre ellos, aunque sí que colaboren informalmente en ciertas cuestiones y haya un apoyo mutuo, especialmente a la hora de empezar a andar. De todos modos, conscientes de su multiplicación en los últimos años, se están tomando pasos en este sentido. En 2013 se celebró un encuentro provincial de redes de consumo de productos ecológicos en Cigales y para finales de 2014 se prevé celebrar otro encuentro, esta vez entre redes de consumo y productores.

grupos de consumo

(Imagen de http://www.grupoagrupo.net)

Dejamos abajo una tabla con los contactos de los grupos de consumo y cooperativas de los que tenemos conocimiento. Si no encuentras ninguno en tu zona, ¡anímate a montar uno nuevo!

Nombre Municipio / Barrio Correo electrónico
Patata solidaria Girón redconsumovalladolid[arroba]gmail.com
Cesta Verde Barrio España red.cesta.verde[arroba]gmail.com
El Ajo en RED.on Rondilla elajoenred.on[arroba]gmail.com
Caracol de Parquesol Parquesol caracoldeparquesol[arroba]gmail.com
Majuelos Cigales cigalesentransicion[arroba]gmail.com
Sardón de Duero
Ecomedina Medina del Campo grupoecomedina[arroba]gmail.com
Repollo Mutuo (CNT) Circular repollomutuo[arroba]avefenix.es
Endivia Cochina (CGT) Centro red.consumo.cgtvall[arroba]gmail.com
Asociación ALBA Delicias grupo.consumo.alba[arroba]gmail.com
Lenteja Pelleja Rubia  lalentejapelleja[arroba]gmail.com
Viana de Cega
BAH! Carretera Arcas Reales bahvalladolid[arroba]hotmail.com
Ecogermen Girón ecogermen[arroba]ecogermen.com
Azacán SERSO Delicias info[arroba]azacan.org
Come Sano Come Justo Centro comesanocomejusto.scoop[arroba]gmail.com

Del  16 al 20 de abril en la Escuela de Ingenierías Industriales de Valladolid se celebraron las «IV Jornadas Ecologistas de Valladolid»  que este año han abordado temas muy  interesantes y variados. Entre ellos  y , como broche final a las jornadas,  el día 20 se organizó una mesa redonda titulada «Proyectos alternativos, buscando soluciones», en la que se presentaron tres proyectos que pueden abrirnos nuevos horizontes en la búsqueda de soluciones frente al modelo consumista y mercantilizado imperante en la sociedad actual. En ella participaron diversos ponentes, dos de los cuales centraron su visión en la puesta en marcha de iniciativas de vida rural ecológica y autosuficiente, y un tercero que dirigió su atención a las Ciudades en Transición, crecientes modelos urbanos biosostenibles.

Como defensores de modos alternativos de vida, desde la ruralidad, cabe destacar la intervención de 2 colectivos:

Una integrante del colectivo asturiano IXUXU nos habó de su proyecto de vida rural y ecológica, centrado en la autogestión, la educación ambiental y la recuperación de razas autóctonas, en pro de la diversidad biológica y cultural. También nos habló de un interesante proyecto de ayuda mutua en Asturias, RAMAS, que según se autodefinen: «intentamos funcionar a pesar del sistema capitalista y el Estado. Compartimos energia, tiempo, amistades, habilidades, para ayudarnos y apoyarnos uno al otro y en comunidad».

Un integrante del colectivo vallisoletano Bajo el Asfalto está la Huerta (BAH!), que desarrolla un proyecto de agroecología en una finca okupada del municipio, nos acercó a su realidad diaria y nos comentó cómo funciona su grupo de consumo y cómo se gestionan sus actividades de encuentro y formación en agroecología.

Ambos grupos nos hablaron de su labor, los objetivos que persiguen, cómo surgieron sus respectivas iniciativas, el ámbito al que dirigen su acción y su valoración personal o como colectivo de los logros conseguidos. Además aportaron una visión muy interesante sobre cómo, dentro de nuestra vida diaria, podemos contribuir a crear un mundo más justo, basado en las relaciones, mutuamente enriquecedoras, entre los seres humanos y de estos con el medio ambiente.

Como contrapunto a esta visión rural de la ecología, Carlos de Castro, escritor y profesor de la Universidad de Valladolid, nos habló de las crecientes iniciativas de «Ciudades en Transición», que se plantean un modelo de vida alejado de la actual dependencia energética de los combustibles fósiles y del modelo de crecimiento y consumo exacerbado.

Con el título «Proyectos alternativos, buscando soluciones», esta mesa redonda pretendió, de un modo constructivo, realizar propuestas diferentes para conseguir que la sociedad se acerque un poco más a lo que un buen día nos atrevimos a soñar.

Podéis escuchar y descargaros el audio de la mesa redonda aquí: http://bit.ly/IhcLuI.

Más información sobre las jornadas en: http://www.nodo50.org/ecologistas.valladolid/spip.php?article759